Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

La prueba Apgar

Posted by interiberica 08/05/2021 0 Comment(s) Salud,

La prueba APGAR ha sido una parte rutinaria de la evaluación de la salud del recién nacido desde que la Dra. Virginia Apgar la publicó en 1953. Es una prueba simple y eficaz que ayuda a indicar si un recién nacido está sano o si necesitará seguimiento o tratamiento inmediato.

Su médico o partera realizará esta prueba cuando su recién nacido tenga un minuto y nuevamente a los cinco minutos. Evalúan cinco características y dan a cada una una puntuación de dos (siendo dos la más alta). El puntaje APGAR total es un número de diez, diez es saludable.
¿Qué evalúa la prueba APGAR?

Las cinco características monitoreadas son:

1. Color de piel: ¿Azul por todas partes? ¿Nuestras manos y pies están azules? ¿Rosa por todas partes?
2. Frecuencia cardíaca: ¿Menos o más de 100 BPM?
3. Reflejos y capacidad de respuesta: ¿Responde el bebé a la estimulación haciendo una expresión facial o moviéndose?
4. Tono muscular: ¿Se mueve el bebé? ¿Qué tan activas son sus extremidades?
5. Respiración: ¿Cuál es la frecuencia respiratoria del bebé?

Cada característica recibirá una puntuación de cero a dos. Una puntuación general de siete o más indica típicamente un recién nacido sano. Si la puntuación de su recién nacido está por debajo de siete en la marca de un minuto, puede aumentar en la marca de cinco minutos.

Si la puntuación del bebé sigue siendo baja, la enfermera, la partera o el médico proporcionarán el seguimiento y la atención necesarios. Esto podría implicar proporcionarle oxígeno al bebé, frotar su piel para calentarlo, colocarlo en un carrito con calor y oxígeno o llamar a un pediatra para obtener ayuda adicional.
¿Es la puntuación APGAR una buena indicación de la salud y el desarrollo a largo plazo de un bebé?

La prueba APGAR es un sistema para evaluar la salud inmediata y las necesidades de atención médica de un recién nacido después del nacimiento. Una puntuación de 10 no significa necesariamente que el niño gozará de una salud perfecta para siempre, y una puntuación baja no significa necesariamente que el bebé no se convertirá en un niño sano.

Los profesionales médicos utilizan la puntuación APGAR para brindar la atención adecuada al bebé en esta etapa de su vida. La puntuación no predice definitivamente la salud o el desarrollo futuros. Una puntuación baja no siempre es motivo de preocupación; podría significar que su bebé necesita más control, oxígeno o calor adicional durante un tiempo. Si tiene alguna pregunta sobre el puntaje APGAR de su bebé, puede preguntarle a su médico, partera o enfermera.

Leave a Comment